Inicio

El PRD se repinta de tricolor

Deja un comentario

prd tricolorEn el juego de la simulación política, el prd como partido y como gobierno ha encontrado la forma  de adaptarse a las reglas no escritas… y lo festeja porque se estaba quedando fuera de las grandes bolsas de dinero.

Atrás han quedado aquellos tiempos heroicos, en que el partido del inicial sol azteca tricolor forzado a pintarse de blanco y negro – porque, decían las autoridades electorales de entonces, se confundía con el del pri – para posteriormente pintase de negro y amarillo, del 5 de mayo de 1989 cuando fue fundado por la escisión del priismo bajo el comando de cuauhtémoc cárdenas, que se decía organización política “de izquierda”, convirtiéndose en la peña rocosa en el zapato del sistema, reforzada por una persecución feroz a sus militantes por parte del régimen salinista.

Los discursos eran incendiarios, los llamados a defender la soberanía nacional, al país y a sus habitantes calaban hondo tanto en la ciudadanía como en el más recóndito lugar de la residencia oficial de los pinos y del palacio nacional.

La noticias de un resquebrajamiento en el partido oficial, en el de la dictadura perfecta como lo calificara Mario Vargas Llosa y que inútilmente pretendiera rebatir octavio paz con la extraña etiqueta de dominio hegemónico de partido (como si hubiese competencia entonces), fueron de repercusión internacional, de pronóstico reservado y de esperanza en que por fin el país podría tener estabilidad, certeza y rumbo.

Pero, ¿qué ha sucedido en estos 24 años con el prd? ¿Qué ha pasado desde aquel apoteósico irrumpimiento en la política nacional del frente democrático nacional, con la tristemente célebre “caída del sistema” y presunto fraude contra Cárdenas, así como el bono político – electoral generado y que fue con el que nació el partido del sol azteca? ¿Qué pasó con los bonos político – electorales de las elecciones  del 2006 y el 2012? ¿Cómo ha fortalecido al partido el que sea gobernante en el Distrito Federal desde que se estableció la figura de jefe de gobierno para las elecciones de 1997 hasta la fecha?

¿Qué ha pasado en cuestión de beneficios o cambios en esos 24 años de existencia de prd en relación a sí mismo y al país? Una sola palabra: Nada.

Hoy tras 24 años de existencia, el prd ha mostrado la cara de aburguesamiento que siempre tuvo (como lo comenta Edgar Clement en http://tinyurl.com/l85awbd) y que se ve fortalecida con el regreso del pri al poder presidencial y al apoyo abierto que el presidente nacional jesús zambrano (y el líder informal, jesús ortega) ha dado desde la plataforma del pacto por México a reformas francamente lesivas a la ciudadanía impulsadas por el régimen de enrique peña nieto, señalando que se hizo para “reducir la brecha de desigualdad entre los mexicanos”.

Y entonces, ya han deshecho de la etiqueta “de izquierda”, los diputados y senadores de han lanzado a aprobar y apoyar lo que el régimen dicta, gobernantes perredistas se la pasan elogiando las acciones presidenciales como graco ramírez en Morelos o “entregando la plaza” como miguel ángel mancera en el Distrito Federal, logrando con ello mayor cantidad de dinero para los legisladores y el fondo de capitalidad para la ciudad (que se supone sería para enfrentar posibles contingencias en la ciudad, pero dado que se contempla darle cabida al DF en el fondo de aportaciones para la infraestructura social del ramo 33 en 2014 – ver http://tinyurl.com/mnkrw9v -, eso realmente se traduce en un presupuesto récord para el año entrante a merced de asambleístas perredistas; por ello, ya no se sabe si el de capitalidad es apoyo o premio).

De una trayectoria de 24 años como partido de inicio opositor y ahora concertasesionador, la actuación del prd ha dejado tres saldos palpables: Le regresa al pan el papel de opositor de chocolate que siempre ha tenido y regresa al logo tricolor, ahora sin que importe que se pueda confundir con el del pri, y su llegada por fin a los grandes presupuestos de premio y de uso a discreción.

Anuncios

Venganza y Venta, la Vuelta del PRI

Deja un comentario

RetrocesoAllá por el mes de enero de 2012, en los momentos en que nos dejaba libre el trabajo de oficina, ya estaba en pleno la efervescencia electoral, se sabía que enrique peña nieto era el candidato del PRI desde el momento en que llegó a la gubernatura del Estado de México en 2005; que el PAN, al no tener a juan camilo mouriño, no tenía para dónde hacerse y optaría por tener una candidatura gris con josefina vázquez mota y que bajo ninguna circunstancia andrés manuel lópez obrador se dejaría arrebatar la bandera del PRD y mucho menos por marcelo ebrard, al que considera su obra.

También en esos meses, que podríamos llamar “esperanzadores”, nos preguntábamos cómo estaría la contienda y quién ganaría, coincidíamos en que si lo dejaban pasar marcelo podría hacer un buen papel como presidente y que,en su caso, el PRI tendría que comportarse como si fuera decente y algo hubiese aprendido de su paso como oposición, el PAN siempre fue considerado un caso perdido.

Parafraseando al que no debe ser nombrado (carlos salinas de gortari) dije a los ahí presentes: No se hagan bolas, la presidencia será para el PRI, al rato veremos la reedición de viejos conocidos como la compra de votos, el carrusel, el ratón loco, el robo y la quema de urnas; de hecho felipe calderón ya debe tener negociada su salida del país y está dejándolo en manos de los priístas. Vamos a ver a un PRI sediento de venganza, va a atacar con todo y va a vender todo lo que le faltó al PAN y aún más.

Mi imaginación fue superada por los hechos.

Una vez que el PRI ha regresado al poder, como ya se esperaba, estamos viendo un brinco al pasado, pues en el país los gobernadores han vuelto a su condición de virreyes absolutos, con la salvedad que ya “no todos” son del tricolor; nos sorprendemos al ver cómo en el DF regresa la figura del Regente, siempre atento a las indicaciones presidenciales; a saber que las policías actúan de una manera tan vil que hacen recordar la época del “negroarturo durazo, cuando sabían dónde estaban los criminales pero su papel era el de atacar a la ciudadanía; atestiguar que los gobernantes vuelven a la inmovilidad como miguel de la madrid en el terremoto de 1985, cuando sin ayuda oficial y aún con robo de la asistencia social nacional y extranjera, la población fue la que se reparó a si misma; a la combinación policía-ejército de represiones como la del halconazo de echeverría en el 71 y la del guante blanco de díaz ordaz en el 68; y mucho más allá todavía, a ver la cómo revivió porfirio díaz con su afán entreguista de los hidrocarburos nacionales al capital extranjero sin garantía alguna.

Lamentablemente la dura realidad en que vive la mayoría de la población del país, que está preocupada por sobrevivir e ingeniar cosas todos los días para tener qué comer y en donde vivir, le impide detenerse a pensar y entender las variables económicas y políticas que imperan en México y manifestarse a favor o en contra. Para todos ellos es mejor tener algo tangible aquí y ahora que esperar a que existan condiciones favorables en 10, 15 o 20 años. El PRI generó esa situación de pauperización y hoy la aprovecha para darle cauce a su inaudita sed de venganza (y de dinero), desmontando volcanes, desapareciendo fondos de pensiones o de ayuda en desastre y hasta gravar con impuestos inverosímiles el consumo de chicle y la comida para mascotas.

A un México ya de por si empobrecido y sin juego en el concierto internacional, como al perro flaco que se le cargan todas las pulgas, faltaría enumerarle las consecuencias económicas para la población que el PRI provocará a través de las reformas educativa, hacendaria y energética, que prometen ser catastróficas y sumir al país en un muy oscuro túnel, donde su apariencia será más cercana al año 1900 que al “esperanzador” 2012.

A %d blogueros les gusta esto: